jueves, febrero 28, 2008

Oscars 2008


Una año más se entregaron los premios de la Academia (no de la nuestra, pero sí de la que nos importa) y por tercera ocasión consecutiva aquí estoy yo para contarles todo con pelos y señales: ganadores, perdedores, la alfombra roja... Pasen y vean lo más destacado de la 80ª edición de los Premios Oscar.



¿Es Wilma Picapiedra? ¿Es Betty Marmol? No, es Diablo Cody, la famosa ex-stripper metida a guionista, quien dio un nuevo significado a la palabra “glamour” acudiendo a la gala con un vestido reciclado de sus tiempos de bailarina recatada.

Apostamos la cabeza a que el diseño tenía cierre de velcro.



La Academia colocó a la entrada del Kodak Theatre lo que parecía una reproducción en cera de Nicole Kidman para despistar a los fotógrafos. Ay, qué pillos.

Los turistas aprovecharon para fotografiarse con ella y desahogarse increpándola por aquel infame pestiño de “La brújula dorada”, hasta que la estatua comenzó a parpadear y movilizar parcialmente (sólo parcialmente) los músculos faciales.



Generalmente entre semana la efigie de la Kidman preside los terrenos aledaños al recinto, ataviada con un sombrero de paja del atrezzo de Cold Mountain para evitar que las aves acaben con la cosecha de trigo de la comarca.

¿Cuál es el secreto de la eterna juventud de Nicole Kidman? ¿Cómo consigue mantenerse siempre como recién salida del Toys 'R' Us?
¿Trató de ocultar el Vaticano que una imagen de Nicole de la catedral de San Marino lloró lágrimas de botox en víspera de Viernes Santo?

A esas y otras preguntas intentaremos dar respuesta con vuestra inestimable ayuda.



Pilar Bardem (el de la izquieda de la imagen) causó sensación entre la flor y nata de Hollywood.
Los asistentes a la gala debieron creer que su añorada Grace Kelly había resucitado cuando vieron a semejante bellezón con delicada voz de colibrí pasearse por la alfombra roja como Pedro por su casa.



Daniel Day Lewis no pudo acudir a la gala. En su lugar envió a una gitana rumana que se bajó a tiempo del carromato para echarnos las cartas y pronosticarnos salud, amor y muchos churumbeles sanos.



Ya en serio, el Oscar al mejor Actor fue un premio merecidísimo, pues Day Lewis es uno de los mejores actores vivos, pese a vivir semirretirado en el norte de Italia trabajando de zapatero, una de tantas extravagancias que se suelen dar entre la gente de su profesión.

Suponemos que ganará menos dinero, pero mirándolo por el lado positivo, al menos habrá aprendido a distinguir unas Nike de unas Mike, que ya es algo.

En la foto le vemos estudiando el calzado de la auténtica reina de Inglaterra, Helen Mirren. ¿Deformación profesional?



Una espontánea de entre el público se emociona al ver de cerca a su actor preferido, el morenazo, el de los anuncios del café.

Pero si es Juan Valdés!! Juaaan, Juaaan!!” se la pudo oir decir mientras se contenía para no lanzar su ropa interior al Hombre-Anuncio oficial de Hollywood.



Comprobado. Mi firewall no bloquea las imágenes de Renee Zellwegger. Acabo de perder la fe en Microsoft. Con su permiso voy a abandonarme a la bebida, como tantos millones de usuarios.



Una espectacular Diane Lane (“Calles de fuego”), que debe conservarse en salmuera para estar exactamente igual que hace 25 años, posa junto a Josh Brolin (“Los Goonies”) en un improvisado revival de los 80s.

El hijo de James-"Hotel"-Brolin e hijastro de Barbra-jubílate ya-Streisand, paseó su bigote este año por las películas “No es país para viejos”, “American Gangster” y “En el valle de Elah”. Un buen año.



La ganadora de un Oscar Marion Cotillard posa junto a Mr.Potato por motivos que no alcanzamos a comprender.



En la siguiente foto vemos a Cotillard abandonando el escenario del Kodak Theatre tras realizar el típico discurso de "agradecida y emocionada, sólamente puedo decir gracias por venir" que se suele hacer en estos casos, mientras recibía con alborozo la noticia del divertido gol del Getafe al Madrid.

Marion, te comprendo hija, yo reaccioné igual, pero yo con menos clase.



Saoirse Ronan, actriz de 13 años nominada por su papel de niña capulla en “Expiación. Más allá de la pasión”, dio el estirón durante el transcurso de la gala.

Y qué más da, y qué más da, si son cosas de la edad. Según se cuenta en Hollywood, en un momento de la velada también le cambió la voz y se puso a hablar como Joaquin Sabina para desconcierto de los allí presentes.



Pese a ir por ahí nominando a niñas de 13 años, la gala de los Oscars registró el peor dato de audiencia de sus últimos años e incluso hay quien dice que de su historia.

Para que ustedes se hagan una idea, una ceremonia da signos de estar herida de muerte cuando hasta Felicity es invitada al festejo y los fotógrafos de la entrada malgastan sus tarjetas de memoria en inmortalizarla con las cámaras.



Y es que el cine anda francamente mal. Por eso los empresarios del sector están planeando abrir el mercado a un nuevo tipo de público.

Así, hace unas semanas leíamos en el 20 minutos que en Austria ya se han habilitado las primeras salas donde poder asistir acompañados de nuestros animales preferidos. Pero claro, esto solo es factible en casos concretos y películas concretas que puedan despertar el interés tanto del dueño como del animal, y que sean relativamente sencillas como para ser comprendidas por este último.

En la foto vemos a unos perros austriacos sensiblemente emocionados durante un pase privado de "La vida secreta de las palabras".



Y hablando de perros. ¿Pero qué es esto? ¿Un chihuahua o Anne Hathaway? Que alguien le dé un bocadillo, por Dios. No es que queramos otra Queen Latifah, pero al menos que su cara sea algo más que ojos, ojeras y orejas.



En un acto de maldad, decidimos gastarle una inocentada a Tommy Lee Jones y hacerle creer que había asistido por error a la Gala de los Goya en vez de a la de los Oscars.

El hombre no se lo tomó muy bien y después de encararse con nosotros (“¡Pero cómo tú decir eso a mí ahora! ¡Mí olvidar traer pancartas ni chapa sobre smoking!”) se dirigió presto a coger un taxi por si tenía papel del formato A2 y plastidecores en casa.



En la foto, el personal de seguridad del Kodak Theatre se lleva a Mónica Cruz tras tratar de suplantar a su hermana en la entrega de un premio.

Te queremos, Mo. Esto es mentira, pero deberías haberlo hecho. La fama hay que pelearla. Tu hermano lo hubiera hecho.



La alfombra roja sirvió, entre otras muchas cosas, para que descubriéramos anonadados que la esposa de Michael Moore es en realidad el Sylvester Stallone de “Yo el halcón”.




No sé quienes son, pero esta foto tenía que ponerla... debía ponerla... necesitaba ponerla.
Ustedes se hacen cargo.



Colin Farrell y su madre, dos siameses unidos por el mismo peluquero.



Mi adorada Hillary Swank, dos veces ganadora del Oscar y socia del Getafe (de ahí su expresión de jocosidad en el transcurso de aquella lluviosa tarde).



En la siguiente imagen, vemos a Hillary narrando al resto de invitados el humorístico gol que había encajado el Madrid esa jornada mientras sus jugadores celebraban vaya usted a saber qué en el banderín del corner.

Colin, te comprendo hijo, yo reaccioné igual, pero yo me lavo el pelo.



98 años (más o menos lo mismo que parecieron durar los numeros musicales de “Encantada”) es la edad de Robert Boyle, el ganador del Oscar Honorífico 2008.

Boyle a duras penas consiguió mantenerse en pie sobre el escenario, sostenido entre dos señoras que le iban tomando el pulso disimuladamente durante el discurso, para comprobar si el buen hombre seguía aún entre nosotros.

No contentos con ello, los organizadores sopesaron la idea de incluir su nombre en el video In Memoriam de los que nos dejaron este año, por si caía la breva durante el transcurso de la velada.



Hubo premios muy justos (Daniel Day Lewis, Ratatouille, el montaje del tercer Bourne) y otros no tanto (el guion de Juno), pero hubo uno que clamó al cielo: ¿Oscar a los mejores efectos especiales para "La Brujula Dorada"?

Venga ya, ¿estamos de coña? Pero si tenía una calidad de imagen malísima, sin luz ni color, como si la hubieran filmado con una videocámara casera dentro de una sala oscura. Como la de un cine.
¿Es que nadie más que yo se dio cuenta??


La brújula dorada.TS-screener.avi


Los españoles estamos de enhorabuena. Aunque el gran Alberto Iglesias no ganó, sí que lo hizo Javier Bardem al Mejor Actor de Reparto por “No es país para viejos”, el estupendo film de los Coen. Este hecho es algo histórico, porque hasta la fecha ningún intérprete español había conseguido un Oscar.

Ninguno, ni siquiera José Coronado. Lo que se dice ninguno.

Aunque a mí me gustaba más la interpretación de Casey Affleck en “El asesinato de Jesse James…”, me llena de orgullo y satisfacción que un intérprete español haya ganado este premio y que su nombre pase a inscribirse con letras de oro junto al de otros memorables intérpretes honrados en los últimos años en este tipo de categorías, como Cuba Gooding Jr. o Marisa Tomei.



Bardem es un gran actor, qué duda cabe, y en su emotivo discurso dedicó el premio a su madre, a sus abuelos, a sus bisabuelos y en un gesto que le honra “a todos los cómicos de España”.
(jo, ¿es que no podemos dejar de hablar del Madrid ni por un momento?).

En la foto vemos a Javier Bardem besando sin ningún pudor el culo de un señor calvo. Si censuraron la teta de Janet Jackson, ¿por qué no censuran esta imagen?

La gente maliciosa, entre la que yo NO me cuento, podría llegar a la interpretación errónea de que la foto revela al rojillo de Bardem besándole el culo a uno de los signos más reconocibles del imperialismo yankee.

Pero repito, yo no soy de ese tipo de gente.



Y nos despedimos como siempre con música, en concreto con un extracto de la banda sonora original de "Expiación", galardonada con un merecido Oscar. Una película que al igual que "La escafandra y la mariposa" o "Sweeney Todd" hubiera merecido algo más.

DARIO MARIANELLI - B.S.O. EXPIACIÓN

sábado, febrero 23, 2008

Mitos eróticos de ayer, hoy y siempre



Estaba yo el otro sábado tomando una cerveza con mi amiga E., cuando de repente y sin previo aviso soltó una de esas frases que uno nunca quisiera escuchar en boca de su círculo intimo de amistades:

- Juer, el otro día vi Los Hombres de Paco sólo porque en el anuncio salía el prota sin camiseta.

Yo, por supuesto, reaccioné de la manera en que lo haría cualquier persona sensata ante una situación similar: primero con incredulidad, después con desconcierto y finalmente cruzando los dedos para que no se estuviera refiriendo a Pepon Nieto.

Y no, se refería a Hugo Silva, uno de esos ídolos eróticos televisivos que últimamente han brotado cual champiñones al amparo de la Nuevo Vale y que Antena-3 utiliza como si de un reclamo de patos se tratara, haciéndolo lucir abdominales en cada spot publicitario, en un intento desesperado por captar a cierto sector hormonalmente revuelto de la audiencia.

Estrategia de marketing que se repitió con la película "El hombre de Arena", cuya promoción se basaba en mostrarlo semidesnudo en portada y en un trailer en el que aparecía mostrando fugazmente el culo como diciendo "Que salgo desnudo en la película! Chicas, corred a los cines! París bien vale una misa y mi culo bien vale 6 euros!"

Pero no nos sorprende. Mitos eróticos y fans dispuestas a ver por ellos hasta el programa televisivo más infame, los ha habido siempre. Por eso, hoy vamos a hablar del erotismo y sus mitos.

Según el diccionario WordReference, erotismo es "la cualidad de lo erótico, de lo que provoca excitación sexual".
Pero claro, para gustos colores, ¿qué sube la temperatura de las españolas? ¿qué pone palotes a los españoles? Hay un amplio abanico de posibilidades con el que debemos ser tolerantes (a una compañera del trabajo le gusta Ronaldo, palabra) no obstante, todo tiene un límite, una delgada línea que no conviene sobrepasar si no se quiere caer de lleno en el espinoso terreno de las perversiones y las parafilias.

Si usted encuentra estímulo sexual en alguna foto de la siguiente galería, debería volver la cabeza y mirar hacia el horizonte para comprobar cuánto tiempo hace que dejó atras esa delgada línea:

Sarah Jessica Parker, todo un clásico en este tipo de listas.


Zac Efron o la insoportable ñoñería del ser.


La mofletuda de El Internado en un intento infructuoso por parecer sexy.


Amy Winehouse y su Miniyo particular. Quiero arrancarme los ojos.


¿¿¿¿¿???????!!!!


La tribu de los Bra... de los Borbones


Las gemelas de "El Resplandor"



Vale, no son las gemelas. Son Guti y señora, pero no me negarán que los parecidos son inquietantes, sobre todo después del famoso contrato vitalicio de Ramón Calderón:
"Ven a jugar al Madrid con nosotras, para siempre, para siempre..."

Recordemos que el jugador fue noticia esta semana, y no sólo por caer derrotado en el campo del Betis y la Roma (que también) sino por un supuesto beso a un hombre chino que al final resultó no ser ni hombre ni chino, sino que resultó ser una tía con el pelo a lo Grace Jones, como decía la canción.

Y es una pena, porque ya estábamos ensayando sorpresa fingida ante la noticia de la posible homosexualidad del centrocampista suplente (para qué engañarnos, yo llevaba toda la semana delante del espejo haciendo "Oh!" para que no se notara demasiado que me veía venir la cosa), cuando van y nos desmienten la noticia: la eterna promesa del fútbol no es gay. Al parecer el hombre chino era la hermana del jugador (según 20 minutos) o Bimba Bosé (según otras publicaciones).

Lo de que dejen de considerarte homosexual por besar a Bimba Bosé es una controvertida hipótesis que encierra en sí misma una paradoja más compleja de resolver que la teoría cósmica de los agujeros de gusano, así que ustedes me perdonarán pero soy demasiado perezoso para tratar de desentrañarla aquí y ahora.




Del guante de Gilda a la falda voluble de Marilyn Monroe, del bikini de Ursula Andress al striptease ingrávido de Barbarella...el erotismo femenino de mediadios de siglo era algo lamentablemente insípido, hasta que gracias a Dios irrumpieron en escena personalidades fundamentales para la Historia de la Humanidad como Russ Meyers o Tinto Brass, que pusieron de moda un erotismo mucho más básico plagado de mujeres chabacanas, de sexualidad diríase que primitiva o incluso basta, adelantándose unas décadas al boom demográfico del barrio de La Chana en Granada.



Los 70 fue la década de las peregrinaciones a Perpignon y la década de una mujer con nombre propio: Emmanuelle Arsan.

La pelicula "Emmanuelle" (1974) estaba basada en las memorias de la esposa de un diplomático francés que exploró libremente su sexualidad de viaje por Tailandia; una mujer desinhibida, de moral dispersa y aficionada a sentarse en sillones de mimbre con las tetas al aire, con lo incómodo que debe ser eso.

La historia de Emmanuelle fue un boom en taquilla sin precedentes que tuvo su continuidad en “Emmanuelle 2, la antivirgen”, el título de secuela más sublime que jamás hayan escuchado mis oídos, así como en toda una saga protagonizada por la mítica Sylvia Kristel.

En España, el mensaje de “Emmanuelle” significó todo un punto de inflexión para la hermética moralidad de aquellas lejanas mujeres del post-franquismo (amén de un éxito de ventas inesperado para los fabricantes de sillones de mimbre) y en Italia dio lugar a una saga pirata con titulos como “Emanuel negra se va a Oriente” o "Emanuel viciosa".

Ya en los 90, se rodaron dos nuevas sagas sobre el personaje: “El perfume de Emmanuelle”, en la que los monjes del Tibet hacían entrega de un frasquito de perfume mágico a nuestra casquivana heroína (sin permiso del Dalai Lama) con el que tenía el poder de transformarse en cualquier mujer y “Emmanuelle en el espacio” (también conocida como “Emmanuelle, reina de la galaxia”), en la que un OVNI repleto de extraterrestres en celo abducía a una terrícola al azar, con tan mala pata que la terrícola en cuestión resultaba ser el puton verbenero de Emmanuelle, que les montaba un guirigay en plena nave nodriza a los marcianos y terminaba llevándoselos de turismo alrededor del mundo...

...con eróticos resultados.



Finalmente, en 2004 y como celebración del treinta aniversario del primer título de la saga, se estrenó en todo el mundo la película “Emmanuelle contra Drácula”, que no he tenido el gusto de ver pero cuyo título produce en mí una curiosidad mayor que visitar el Museo del Prado.

Otros mitos eróticos del último cuarto de siglo:




Si entre las mujeres más deseadas siempre figuran cantantes como Shakira, Beyonce o Fergie, en el lado masculino los deportistas se llevan la palma a la hora de levantar pasiones.

De hecho, en este preocupante país, cualquier jugador que fiche por el Real Madrid será considerado automáticamente un sex-symbol por parte de la prensa rosa, ya se trate de un Beckham, un Owen o casos más paradójicos (por llamarlos de algún modo) como el de Sergio Ramos.

He aquí un par de ejemplos de hombres macizos que captaron nuestras cámaras en el partido del martes frente a la Roma:




De una forma menos acentuada que en el caso de las mujeres, los cánones de belleza masculina han ido variando sensiblemente a lo largo de las décadas, desde los tiempos de Marlon Brando y Alain Delon a, por ejemplo, los años 70, donde encontrábamos HOMBRES, así con mayúsculas, que dejaban claro que la belleza apolínea no tiene por qué estar reñida con la virilidad y el derroche de testosterona.



Ya en los 80 y gracias a inolvidables publicaciones como Teleindiscreta, los galanes de serial se ganaron el corazón y la región infraumbilical de la audiencia, destacando por derecho propio grandes intérpretes de la vieja escuela como David Hasselhoff, Maxwell Caulfield y Lorenzo Lamas, el rey de las camas, quien protagonizó este glorioso spot televisivo que marcó a fuego a toda una generación de españolas y que hoy rescato para ustedes:


Pero sin duda, el sex-symbol masculino que más ríos de tinta hizo correr en los últimos tiempos fue el polémico Darek, ex-stripper nacido en Polonia que emigró a Ibiza para protagonizar un remake un tanto sui generis de "Cocoon", y que mantuvo un sonado romance con nuestra diva nacional, Ana Obregón, empañado en los últimos tiempos por las acusaciones de intento de asesinato que la bella dama lanzó sobre el entorno del polaco.

Denuncias por intento de homicidio aparte, se desconocen las razones por las que el cuadrilíneo mozo decidió poner fin a su relación sentimental con tan excelsa actriz y mujer de ciencia.
No obstante, he aquí una foto orientativa.



¿Y qué hay de los mitos eróticos del futuro? ¿Qué nos depara este 2008?

A la espera de comprobar qué representantes ha enviado la provincia de Cuenca a los certámenes de Miss y Mister España 2008 (y de saber si este año seremos capaces de distinguir cual pertenece a cada certamen), he seleccionado para ustedes a una mujer y un hombre de moda, dos pedazos de carne que rompen moldes, dos bombas de feromonas que estarán de actualidad durante los próximos meses.

Megan Fox es una emergente estrella hollywoodiense a la que muchos recordarán por "Transformers" de Michael Bay, pero mucho antes Megan ya había irrumpido en esto del séptimo arte por la puerta grande, interpretando a la rival de una de las gemelas Olsen en "Holiday in the sun" o compartiendo cartel con Lindsay Lohan en "Quiero ser superfamosa".

En la foto podemos ver a Megan en plena campaña de fomento de la lectura para la Junta de Andalucía. En el fondo Megan es como mi maestra de EGB, pero bastante distinta a mi maestra de EGB.



Marcus Patrick es un treintañero de color que, a diferencia de su compadre Barack Obama, decidió invertir su tiempo en algo mucho más útil y necesario para el planeta que la política social: rodar telenovelas y desnudarse en público.

Se le agradece, aunque ya se sabe cuanto conservadurismo hay por su tierra. Del último culebrón fue despedido dada su afición a los stripteases y a dejarse fotografiar desnudo en sus ratos libres.



Decía uno de mis profesores de carrera que el nombre de pila es un factor determinante que influye en nuestra personalidad.
Y digo yo, ¿qué hubiera sido de esta chica si en vez de bautizarla con el significativo nombre de Megan Fox (Megan Zorra) sus padres le hubieran puesto un nombre algo menos reñido con la moral y más afín al partido republicano, como por ejemplo Virginia Saint-Mary?

Nunca lo sabremos, pero damos fe que cuando posa para la cámara se toma muy a pecho su apellido.



Como ya les he dicho, Marcus Patrick es actor, y bien malo, pero francamente eso importa poco en casos como el de este hombre.

Marcus, poseedor de algunos grupos musculares que muchos desconocíamos que existieran en nuestros cuerpos (te odiamos cordialmente, Marcus) posee además una página web donde lo mismo vende sus desnudos autografiados que intenta catequizar a sus fans haciendo campaña por un mundo espiritualmente saludable.

Efectivamente, se puede ser stripper y dar ejemplo al mundo.
¡Qué nos vas a contar! Nosotros veíamos "Ana y los siete".



Megan Fox, incansable lectora y mujer tuneada, tiene una fea costumbre: frase que lee, frase que se tatua; como la emotiva y clara "Hubo una vez una chica que no conoció el amor hasta que su novio le rompió el corazón" o la ciertamente más espesa "Nos reiremos todos de las mariposas doradas" (¿Meg, qué fumas hija?).

En cualquier caso, crucemos los dedos para que no caiga en sus manos un ejemplar de La Regenta.



Marcus Patrick estrenará en breve la curiosa película "Descent", en la que comparte cartel con una de las actrices más infravaloradas y dignas de admiración de esta década: Rosario Dawson.

La película cuenta las aventuras y desventuras de Maya, una joven de 19 años a la que da vida Dawson (de casi 30, en claro homenaje a Al salir de clase y en particular al personaje de Raquel-hago de quinceañera porque me sale del Meroño, que como recordarán peinaba canas entre clase y clase del instituto Siete Robles).

En "Descent", Maya es una adolescente tímida, sensible y romántica, lectora empedernida y alumna ejemplar, que se ve envuelta en una de esas clásicas historias de amor de estas entrañables fechas del Día de los Enamorados: chica conoce chico, chico viola a chica, chica se siente abatida, chica se venga del chico haciendo que lo viole un negro de 2 metros.

Bonito, muy bonito. Así a bote pronto el guión parece de Capra.
En cualquier caso tomen nota: "Descent", su película para este San Valentín.


_ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _

VIDEO DE LA SEMANA: Se trata del glorioso prólogo y el no menos glorioso tema principal de “Emmanuelle en el espacio”, que he subtitulado especialmente para ustedes con el sudor de mi frente y el Subtitler Workshop.

Un documento único que nadie debería perderse. Se proyecta en versión original subtitulada para los puristas de cine-club.

EMMANUELLE EN EL ESPACIO